3/11/14

Los balleneros noruegos introdujeron el reno en la Antártida

Cuando los últimos buques balleneros noruegos abandonaron la Antártida, habían estado practicando una caza despiadada de toda clase de ballenas. La industria duró desde 1.920 hasta la década del 50 y condujo a una drástica reducción de las poblaciones de ballenas. Pero estos pescadores y otros que realizaron actividades comerciales en la Antártida introdujeron también nuevas especies: renos, gatos, conejos y ovejas.

Los balleneros noruegos introdujeron el reno en la isla antártica de Sør-Georgia entre 1.910 y 1.925. En la isla francesa de la Antártida Kerguelen los franceses han seguido el ejemplo de los noruegos y han introducido renos suecos. Estos animales ahora se han asilvestrado, y es imposible deshacerse de ellos. Estamos hablando de 3 000-5 000 animales en una isla en la que no se conoce que haya habido mamíferos con anterioridad. Los gatos y los conejos que los balleneros introdujeron también han sobrevivido.

Cómo ha afectado esto al ecosistema es algo que el profesor de ecología de la universidad de Tromsø Nigel Yoccoz quiere averiguar ahora.