5/11/14

Extractora noruega y el petróleo de las arenas

En la UE se está desarrollando un intenso debate sobre qué tipo de carburantes serán autorizados. Un informe de la Comisión muestra que la gasolina obtenida del petróleo de las arenas libera un 23 por cien más de gases contaminantes que el carburante normal. Por ello Europa quiere hacer una reglamentación que no permita a esta gasolina entrar en los mercados europeos. La propuesta ha generado violentas protestas de las compañías petroleras internacionales y de Canadá, que es uno de los mayores productores mundiales.

En el 2007 Statoil compró la North American Oil Sands Company por 12 000 millones de coronas y los derechos de propiedad de extracción del petróleo de las arenas en Alberta, Canada. El Estado noruego es propietario del 67 por cien de las acciones de Statoil.