1/11/14

Europa, Noruega y el monopolio de las grandes cadenas alimentarias

Por toda Europa están las autoridades investigando las actividades de las grandes cadenas de alimentación. Noruega sigue siendo el país del Viejo Continente con la más alta concentración de poder de la industria alimentaria.

-Es un fenómeno europeo que en la actualidad se esté mirando con lupa a los supermercados. Hay muy buenos motivos para estar preocupados también en Noruega, comenta Gro Tvedt Anderssen, subdirectora del Consejo de los Consumidores.

A la cabeza.
En ningún país europeo es el volumen de negocio de la industria alimentaria tan grande como lo es en Noruega. Cuatro grandes cadenas controlan el 99% de la comida que se vende aquí. Noruega es el peor por delante de Suecia y Finlandia, mientras que los 5 grupos más grandes de países como Alemania y España tienen el 50% del mercado.

Se investiga.
En el Consejo de los Consumidores se muestran muy contentos de que la industria sea auditada en profundidad.
-Así como están las cosas hoy en día da la impresión de que los proveedores compiten más por su interés que por el interés del consumidor, según Tvedt Anderssen.

Pasividad.
El Consejo de los Consumidores es de la opinión de que la Comisión Nacional de la Competencia tiene un carácter pasivo para hacerse valer, y desea que las autoridades de la competencia tengan en el futuro un papel más activo e influyente.
-La Comisión Nacional de la Competencia ha sido muy activa desde el 2005. Pero hay datos para pensar que no ha sido lo suficientemente exigente, dice Tvedt Anderssen.

Esto es lo que ha sucedido en otros países europeos las últimas semanas:
-Francia: Nueve de las mayores industrias alimentarias han sido denunciadas por trato discriminatorio de sus proveedores.
Presunto abuso de posición dominante en el mercado.
-Suecia: Eskil Erlandsson, ministro de agricultura sospecha de las grandes cadenas por cártel ilegal de precios. Quiere
dividir ICA.
-Dinamarca: La investigación a las grandes compañías se ha acrecentado a iniciativa del comisario europeo Fischer Boels.
Las cinco mayores cadenas controlan en este país el 70% del mercado.
-Gran Bretaña: Se implanta ahora un "código de conducta" para regular 10 de los mayores grupos y sus relaciones con los
proveedores y mayoristas. Un defensor del consumidor independiente actuará de mediador en los conflictos
que surjan entre las partes.
-Noruega: Se va a implantar una "redistribución del poder" de las diferentes compañías en el mercado alimentario.

Leer más en konkurransetilsynet.no